You are currently browsing the category archive for the ‘Relatos’ category.

Era necesario aprender a decir las cosas en el momento indicado, se decía así mismo mientras veía caer la tarde desde la cafetería, uno no puede esperar que las estrellas alumbren tu camino, sin embargo siento temblar mis piernas y las palabras se entrecortan. Porque era de los tipos que piden un café espresso y luego dejarlo enfriar por el placer de observar a los demás, como si se le divirtiera de alguna forma la rutina que sucedía alrededor de él, rutina de la cual también el era parte: Sentarse a la salida del trabajo, dejar el morral colgado del lado izquierdo de la silla y pedir una taza de café con una tarta de manzana, mientras jugaba con las servilletas escribiendo haikus y pequeñas frases que luego sería aviones; aviones que luego ametrallarían paracaidistas invisibles en medio de la inmensidad de sus tardes vacías.

Puede que su mundo se halla derrumbado súbitamente cuando la conoció: Estaba sentada en su mesa, esperando como él a que termine la tarde. No dijo nada y se sentó junto a ella, tratando de mirarla cada vez que sonreía.Esta vez no pidió nada, cogió la servilleta más próxima y escribió sucintamente, luego hizo señas al dueño para darle algunas indicaciones y se retiro.

Al cabo de un rato  pidió la cuenta, solo para sorprenderse que había sido pagada por el desconocido que se sentó junto a ella, luego el camarero le entrego la nota,  lo leyó y pronto la guardo en su cartera.  ¿Es algún conocido suyo? inquirió el camarero, ella atinó a sonreír, luego pregunto ¿Siempre viene por este lugar?. Cada día, en el mismo lugar,  aunque la hora varía. Entonces-ella agregó- ¿es posible que halla alterado el orden de las cosas?. El camarero solo respondió: Eso depende del cristal con el que se observe.

Saco de su cartera un lapicero y escribió en la servilleta: “El olvido es un hermoso lugar lleno de recuerdos” y la dejo en el mismo sitio

Ha pasado tanto tiempo desde aquel suceso y aún ella guarda la esperanza de volver a verlo, aunque no sepa su nombre ni recuerde su faz; y cada vez que se sienta en la misma mesa busca delicadamente (o acaso deliberadamente) entre las servilletas su respuesta, pues quiere creer  que el mensaje llego. El había escrito ese día:”Mas vale una sonrisa triste que estar triste y no sonreír. Es tiempo de florecer”.

Imagen

Hola, pequeñin bienvenido a tu nueva aventura…

Apenas supe de tu llegada al mundo,  comencé a subir dando trompicones en la escalera con la finalidad de escribir todo lo que había rondado por mi cabeza en estos días.

No aguanto las ganas de poder cogerte entre mis brazos, y expreses todas esas emociones guardadas en el vientre de tu mamá en una tierna mirada;  y a pesar de no tener ningún lazo sanguíneo contigo me emociona saber que te esperaran largas tardes soleadas y días de lluvia en mi urbe, la urbe de tu mamá, nuestra urbe: Lima la gris. No lo dudes; compartiremos muchas experiencias, algunas buenas y otras malas, pero siempre sacaremos una sonrisa de todo esto.

Tienes unos padres maravillosos, especialmente tu mamá; en cierta forma te sacaste con ella la lotería: Tu madre tiene las facciones de una gitanilla, cuando crezcas aprenderás mucho de ella  el valor de un “te amo” y lo hermoso de ser diferente a los demás; y cuando ingreses a la escuela el primer día de clases preguntaras a tu maestra si es posible coger los rayos del sol; tal vez muchos se reirán de esa pregunta. Yo te aseguro que ello es posible, si crees en la imaginación en la magia que contiene los libros y si aprendes a escuchar los sonidos que emite el mundo.

Dayanna -esa maravillosa mujer a la que a partir de ahora llamaras mamá- será tu guía en este mundo que no está en el mejor de sus momentos: Contaminación ambiental, consumismo, crisis existenciales y una pérdida rápida de la esencia que es ser “humano”; sin embargo no creas que todo está perdido; todavía queda esperanza y tu eres uno de esos rayitos que necesita el mundo para cambiar.

Sabes, en momentos como estos me planteo nuevamente que hacer con mi vida, tu nacimiento ha cambiado mucho mis perspectivas respecto a formar una familia. Antes no me podía verme casado y con un hijo; hoy por fin puedo decir que si puedo tener un futuro con “ese” alguien especial que aparecerá en el momento menos pensado; cuando eso pase tú tendrás alrededor de 8 a 10 años, y serás el primero en conocerlo, por mientras solo confórmate que si es nene se llamará Flavio y si es nena la llamaré Lucía; pero eso ya es otra historia….

Tal vez leas esto cuando seas grande, pero mientras tanto tu mamá te leerá una y otra vez esta carta al lado de tu cuna,

Te deseo lo mejor porque la vida es una

Giancarlo

Viajero...

Generalmente cuando uno escribe o manda a escribir sus memorias es tratar de realizar dos cosas: a). Engrandecer su vida por medio de hechos heroicos y sobrehumanos o b). Vender sus escándalos y la miseria que lo rodea.

Por demás es describir la situación engorrosa que uno encuentra cuando desea escribir la verdad. Gran parte del tiempo perdido del “biógrafo” se usa para encontrar la palabra adecuada que enmarque un momento personal, que muestre las cualidades del héroe, o en su defecto; tratar de trasladar a la esfera de lo cotidiano las cosas simples que uno trata de engrandecer. Así por ejemplo un general buscará volver una simple escaramuza en una gran batalla; la estrella de cine nos hará creer que ha vencido su adicción a las drogas porque simplemente desmenuzo un porro ante las cámaras de televisión.

Mientras más tratemos de relatar a cabalidad los hechos acontecidos, empezaremos a perdemos en el mar de la fantasía, el hombre es un animal que se refugia en la mitología antes que la razón para ocultar su miedo ante lo desconocido. Tenemos así que los primeros relatos de los navegantes portugueses y españoles en sus periplos por el Atlántico; poco se habla del viaje debido a que gran parte de sus páginas viven sirenas y monstruos mitológicos, justificadas creaciones del viajero para evitar (d)escribir el pesimismo existente entre la tripulación y hacer más llevadero las condicionas infrahumanas del viaje;  o simplemente encontramos una manera noble callar aquella desilusión de no encontrar los tesoros del Oriente.

Lamentablemente en tiempos como el nuestro ya no  hay necesidad de creer en dragones, manos peludas que salen de las entrañas del mar para tragarse los barcos  o en sirenas que canten sus melodías con la finalidad de ahogar al incauto marinero. La imaginación se ha desvanecido como la bruma matinal y por ende las alegorías son menos usadas, se han vuelto fantasmas que vagan en los manuales de literatura. Los hombres se han maquinizado y por ende han olvido el significado de la palabra metáfora.

Por consiguiente en un mundo de maquinas ya no se necesita de viajeros que escriban sus experiencias porque existen  “los gurús de la autoayuda”; hombres que “transmiten sus experiencias y enseñanzas” para ayudar a sus lectores en la búsqueda de la felicidad. Muchos de sus escritos mezclan la  psicología y el misticismo barato con la finalidad de atraer al incauto facilismo; poderoso mejunje que nos lleva a un círculo vicioso del cual es difícil salir.

Triste será el día en que el hombre pierda la capacidad de imaginar y crear mitos….

 

Si es cierto , y estaran en lo correcto, hace tanto tiempo que deje este lugar, y ahora llego intespestivamente como el viento que ruge y azota los vidrios de una ventana en un día de otoño.  Se que hay tanto que contar, de sentarnos a tomar imaginariamente un café a la orilla de cualquier ciudad nacida de los sueños mas locos y extravagantes, y comenzar a deshilvanar las historias que teniamos guardadas para el momento oportuno, la reflexión puntiaguda que se da después del primer sorbo fantasioso de esa amarga y dulce taza de café.

Viajar, soñar, volver a empezar… las mismas palabras que eternamente escribo , un futil caballito de batalla, una máscara que sirve para ocultar nuestros verdaderos anhelos, sentirnos en cierta forma inmunes al daño de la realidad y al ocaso de la esperanza.

 He llegado cuando  menos lo esperaban, en que las noticias presurosas de chismes y malhabladurias  comentaban de mi súbita desaparición o de mi reclutamiento forzado en la monotonía y la cotidianeidad, es cierto, pero deserte y estuve como amante guerrillero,  oculto por largo tiempo en el cementerios de los sueños y las buenas intenciones,  buscando la mejor forma de encontrar el camino a casa.

Estoy vestido de andrajos y harapos, cuando sali tenía  conmigo un pequeño morral en el cual junte todo lo que podia ser útil en ese momento: libros, flores, sentimientos, fantasias… todo eso se fue diluyendo en el camino, regando las hojas entre cada calle que pasaba, y  guardando los empastes en hospicios, campanarios abandonados, barcos hundidos, las flores se marchitaron y no recuperaran su verdor, los sentimientos se quedaron en un trigal esperando florecer, las fantasias volaron un día de madrugada,  buscando el sol…. 

Recordando todo lo vivido entre las paredes de mi derruido caserón encuentro mis ultimos escritos  mutilados con violencia por el olvido y la soledad, rasguñados por alguna fuerza sobrenatural que deseosa de venganza busco eliminar toda presencia del  creador; busco entre las habitaciones llenas de malezas los abrazos rotos, las sonrisas magulladas y la felicidad perdida….

El día se acerca y el sol volverá, pero mientras eso sucede tengo que buscarle sentido  a mi corazón, reconstruir el pasado perdido, comenzar a comprender el tiempo recobrado… buscando una luz entre tanta oscuridad.

 

Bueno despues de un letargo muy grande vuelvo por estos lares blogeros, y no es por qué me haya olvidado de ustedes, sino es la Universidad, la rutina comienza a cansar y envilecer el cuerpo y ahora tengo un Proyecto de Evento en el cual estoy metido en cuerpo y alma en su realización, bueno como no quiero aburrirlos mucho con mis odiseas urbanas, trataré en las próximas seguidillas,de hacer algunas crónicas sobre los héroes marginales y suburbanos que habitan una ciudad tan gris como Lima; pero vamos al grano ayer fue 28 de Julio, si es una fecha especial para mi País pues hace 189 años declaró su independencia con respecto a España, un 28 de julio de 1821 el General San Martín (sí,  el mismo de los libros de historia que monta a caballo y lo ven realizando el Paso de los Andes) declaró que el Perú era libre por la voluntad de los pueblos y la justicia que Dios defiende, en la Plaza Mayor de Lima, pero paso 3 años más para que esto sea realidad (leáse batalla de Ayacucho 9 de diciembre de 1824) en la que se sella la Independencia de América Latina.

Desde ahí digamos que corre la historia de América con sus debacles y firme orientación y vocación democrática (manchada luego de la Independencia por suceciones de caudillismos militares y dictaduras),  el caso es que América aún no aprende mucho y soporta a algunos regímenes mas odiados de la región (Los Castros y su hacienda azucarera- leáse Cuba-, el Gorila  de Caracas -leáse Hugo Chávez- , el indígena de La Paz -leáse Evo Morales-.)

Bueno en este día cedo mi espacio a un comediante que ha hecho reir a varias generaciones como es Roberto Goméz Bolaños o mejor conocido como Chespirito, bueno saco esta reflexión que les dejo de su libro: El Diario del Chavo del 8; basado en las aventuras de su popular personaje de tv, sin mucho preambulo espero que les gusta y hasta mas vernos…. 

El Profesor Jirafales nos dijo que la Historia empezó a escribirse hace miles de años. O sea: como que ya han tenido tiempo suficiente para que hubieran acabado de escribirla, ¿no?Porque, a ese paso, no van a acabar nunca.

Después escribió algo en el pizarrón y nos ordenó que lo copiáramos. Y aquí está lo que copié:

“Debemos estudiar la Historia sin generar sentimientos de odio; sin espíritu de venganza. No para empeorar las cosas, sino para mejorarlas. En una palabra: con Amor.”

Y como no entendíamos muy bien lo que quería decir, luego nos explicó que hay libros y profesores que con sus lecciones de historia lo que hacen es enseñarnos a odiar al prójimo. Por ejemplo: a los españoles por habernos conquistado; a los gringos por haberse quedado con la mitad de nuestro territorio; a los franceses por habernos puesto a un emperador que no era de por acá; etc., etc., etc. Pero eso está muy mal. No debemos odiar a nadie. Y menos debemos odiar a alguien por lo que hicieron de malo sus antepasados.

Por ejemplo: se sabe que entre los españoles que nos conquistaron había de todo: malos, regulares y buenos. Los malos se llevaban todo el oro y toda la plata que podían agarrar, además maltrataban a los indios, los cuales tenían que huir escondiéndose en la selva virgen. (Que por cierto el profesor nos explicó que se le dice “selva virgen” a aquélla en la que no ha entrado el Hombre. O sea: después de que llegaron los españoles, ya ni la selva quedó virgen.) Pero los buenos, en cambio, defendían a los indios y les enseñaban a hacer cosas útiles. Los mejores eran los misioneros, los cuales, además, enseñaban a los indios lo que debían hacer para tener el alma limpia. (Los indios, por su parte, enseñaban a los españoles lo que debían hacer para tener el cuerpo limpio.)

Pero aun si tomáramos en cuenta únicamente a los malos, los españoles de ahora ya no son los mismos que aquellos que nos conquistaron. Por lo tanto no debemos odiar a alguien por lo que hicieron sus antepasados. O sea: es como si Quico se odiara a sí mismo solamente porque sus papás lo hicieron feo.

Luego el Profesor Jirafales nos dijo que tampoco debemos odiar a los norteamericanos (que vienen siendo los gringos) por habernos quitado la mitad de nuestro territorio. (Que, por cierto, Ron Damón dice que nos quitaron la mejor  parte, o sea, donde hay mejores carreteras y todo eso.) Porque el profesor dice que no fue sólo culpa de ellos, sino también fue por culpa de muchos mexicanos que preferían pelearse entre sí en vez de defenderse de aquellos otros. Yeso no está bien, porque si se meten a robar a tu casa, es más importante defenderse de los rateros antes que pelearte con tus hermanos.

Y de cualquier manera, pienso yo, aquellos gringos tampoco son los mismos de ahora. O sea: ya todo es cosa de rogarle a Dios que los de ahora no sean peores que aquéllos….

"El Perú es libre por la voluntad de los pueblos y la Justicia que Dios defiende..."

 

¡¡¡¡FELICES FIESTAS PATRIAS!!!!

 

El hombre bajo del camión y caminó hacia la entrada de la puerta; era de porte galante, cabello engominado, uniforme impecable, chaqueta llena de condecoraciones, en sus mano derecha cargaba un ramo de flores y en la izquierda un casco,  en su mirada se notaba cierta emoción y nerviosismo; había regresado hace unos días para admiración de los vecinos  pues  lo último que sabían de él es que  se había enrolado con los gringos y  partido hace un año, 6 meses, 3 semanas y cuarenta días hacía los Estados Unidos y luego rumbo a Europa… pero ahí estaba en el pueblo, esperando a que alguien le abriera la puerta. Tocó una, dos, tres veces antes de que la empleada abriera la puerta y se diera un susto como quien viera a un alma en pena, el pregunto súbitamente antes que ella se recuperara del espanto:

–          Hola, esta Juana

–          Jo… joven Germán, esta us…usted, usted está vivo

–          Si, Carmela soy yo… ¿donde está Juana? 

–          La señorita esta….esta… en los viñedos, espere aquí que yo le voy a avisar

–          No te preocupes, yo voy a buscarla

Dicho esto entro al vestíbulo y rodeo la sala, comenzó a caminar despacio con el brazo rozando las paredes, tratando de recordar el aroma y los recuerdos que habitaban aquella casona, cruzó el patio y los corrales de los pavos, llegando a la bodega, comenzó a pensar cuanto tiempo había estado afuera, como había cambiado el pueblo, las casas, las personas; se pregunto quién había cambiado mas si era él o los demás; luego cerró los ojos y  sonrió dándose cuenta de la estúpida de su pregunta…

Ya en la viña, la diviso a lo lejos, sentada en el mismo pino, donde tiempo antes se encontraban a escondidas -pues el padre de ella, Don Moisés, no lo quería por ser un mozo aventurero, a pesar de ser de buena familia- su cabellera negra y ondulado era revoloteado por  el viento, con los pies descalzos y enterrados en aquella tierra húmeda, miraba al zanjón que emergía súbitamente de la quebrada  y desaparecía  en el lecho del rio … El se acerco con sigilo y le tapo los ojos, ella grito  con emoción: Germán, has vuelto.. Él la abrazo fuertemente a la cintura y giro con Juana diciéndole: Soy yo, Juana… nada ni nadie nos va a separar y la besó fuertemente.

Ella se separo rápidamente  llorando de alegría:

–          Eres un idiota, Germán, podían haberte matado, y yo aquí llorando como una Magdalena…

–          La culpa fue también tuya, cuando me dijiste que no me querías, que mi vida era un desastre y no cabías en él, me sentí morir por dentro y busque la forma de olvidarte pero no pude… ya no llores, yo también tuve tanta culpa como tú.. vamos lo importante es recuperar el tiempo perdido…volver a amar como antes

–          Como antes, no, nunca como antes, sino todo lo contrario, porque nos hemos amado desde siempre, aún cuando estuvimos separados uno del otro ambos pensábamos igual…

Ella lo cogió del brazo y caminaron hacia la casa, dejando al pie del pino, ilusiones florecientes, un ramo de flores y un viejo casco….

Por que la casa no era del otro mundo, o mejor dicho estaba para el otro mundo que para este, pues el tiempo había hecho mella en ella y sin embargo estaba erguida, incólume como la columna de Focio en el Foro Romano, ubicada y perdida en medio del tiempo, pues hace mucho que nadie la habitaba, salvo las alimañas, los borrachos y putas de turno que se hacían de ella cuanto querían…

plaza dos de mayo

El hombre trato de explicarle la situación  a su hermano, pero simplemente solo obtuvo una pequeña promesa vaga e imprecisa: Uno de estos días mandare algunos operarios a revisar las conexiones… mientras tanto ¿Por qué no le das una buena ojeada a tu “mansión”?, tienes razón -le contesto- y se encerró en su dormitorio.

A la mañana siguiente, invento una excusa para no ir a la oficina, y se alisto para ir a conocer su “mansión”, no quiso coger el carro, si no todo lo contrario, subió a los taxis colectivos que abundan en la ciudad producto de la informalidad… Hacia mucho tiempo no había ido al Centro de Lima, y sin embargo nada o casi nada había cambiado, se bajo a empellones en La plaza 2 de mayo, que seguía siendo la misma, con la misma congestión de siempre con las tiendas llenas de instrumentos de música, pero él sabía al igual que miles de limeños que la plaza  no es famosa por su monumento, ni por los instrumentos que ofrece sino por que reúne las manifestaciones comunistas, caviares y de cualquier índole…pero la mas temida de todas eran las manifestaciones de la CGTP, pues son de las mas bárbaras e irracionales, “los hijos de Atila” como el los llamaba, arrasaban con todo y su fama de revoltosos incluso manifestaba cierto recelo por parte de la Policía; pero hoy no era tiempo para recordar a esos “delincuentes” se respondió a si mismo, pues siguió avanzando por la ex Av. La Colmena (Hoy Nicolás de Pierola), que inicia en La plaza 2 de Mayo y termina en la Av. Grau, con sus edificios altos y pequeñas tiendas a los alrededores, muchos de ellos en su tiempo fueron grandes casonas y hermosos departamentos que fueron siendo abandonados progresivamente por la Alta Sociedad Limeña, a medida que los “serranos” como ellos llamaban a los inmigrantes andinos avanzaban conquistando todo a su paso, hoy es la sombra de eso y  solo albergan a personas de dudosa reputación, oficinas de tinterillos y sala de tragamonedas con algún cine porno que aparece de cuando en cuando…, pero ”su mansión” estaba todavía lejos, lejos de esa zona decadente…

En mitad de la ex Av. Colmena aparece tal vez la plaza mas famosa de Lima, por que no es El Olivar de San Isidro ni cualquier otra plaza que el turista cree y le dan en el tour turístico, no es nada mas ni menos que  la plaza San Martín, el verdadero centro de encuentro de los que viven cerca de ella y los distritos aledaños, con sus piletas y asientos de mármol Carrara, la plaza daba un tono pintoresco a una ciudad que de por si ya es gris, si por que Lima en invierno se oscurece y el cielo tiene un tono de color “Panza de Burro” que ya quisiera Juan Ramón Jiménez para su burro Platero, es entonces que para “el hombre” adquiere una especial significación, algo tan sublime que no solo cierra los ojos para sentirlo sino que trata de volver el tiempo y recordar lo que paso…

– Dime que me quieres, le dijo ella a el… 

– Se me hace difícil decírtelo, sabes que me sonrojo y tartamudeo cuando lo hago

-Yo se que puedes, solo que te haces el difícil, ayer te escuche claramente pronunciarlo junto con a todas esas cosas bonitas, solo me hacia la dormida.

-Eres una mentirosilla, habrás estado soñando- le decía esto mientras le abrazaba la cintura-

-No, tú eres el mentiroso, además por que dijiste que tu hermano no vendría a tu departamento hasta el viernes, casi nos descubre

-Vamos, sabes que cancelo su viaje, a última hora

-Bueno, te perdono si me dices que me quieres….

– Esta bien, Te quie…., te quie…, te quiero… listo ya te di el gusto, ¿ahora me perdonas?

-Lo pensaré, le dijo coquetamente…

– No puedes vivir sin mi, por eso lo dudas…

– Eres un tonto pero aun así me gustas, y  le estampo un beso…

  El hombre volvió en si, y se dio cuenta que todo fue un recuerdo. Era una forma de conexión entre aquella plaza y él… siempre volvía el mismo recuerdo…

Siguió caminando por temor de que los recuerdos lo asalten de nuevo, giro a la izquierda y entro a la mas bulliciosa calle de Lima que el recordaba desde que llego por primera vez a ella, el Jr. de la Unión, con sus 10 y tantas cuadras, sus cientos de negocios y tiendas comerciales. En medio de ella la iglesia de aquel santo que su nombre se le iba de la cabeza y la antigua bolsa de valores de Lima, daban la nota clásica en medio de tantas casas comerciales, estos lugares nunca le interesaron, siempre trataba de huir de ellas, no así su hermano que se probaba la ropa como la quinceañera que va a una fiesta y no sabe que ponerse…

De un salto llego a la plaza mayor, a sus alrededores estaba la Catedral de Lima, con su portada Renacentista y estilo Neo-Clásico, la municipalidad, que a él nunca le interesaba mas que por su biblioteca, que alberga y que esta en el segundo piso, solo el y un puñado de personas sabia de su existencia y de las reliquias que ella alberga, entre ellos una serie de fotografías de Lima, grabados ,ceramios  y una piedra lunar, de esa que a montones trajeron los americanos del espacio, pero mas que ello eran los balcones moriscos que pendían sobre ella…. Mas allá estaba la casa de Gobierno en la que residía el presidente, por 5 años (una vez escucho a su padre decir, cierta primera dama se tiro los candelabros de plata y aun no los devuelve ni los devolverá, y de un presidente que engaño a todos y prometía a manos llenas desde uno de los balcones de dicho palacio presidencial) , si las calles pudieran hablar,  -se pregunto- cuantas cosas dirían, solo tenia que doblar el Palacio Arzobispal, que estaba al costado de la Catedral (muchos años antes, con unos amigos de la Universidad,  un poco “picados”,comenzaron a gritar en coro: Monaguillo, Monaguillo… Te paga bien el cura o tienes que pelarte las limosnas, y salio un seminarista, mandándoles al cacho) y estaría a pocos metros de su mansión… pero esa calle ahora era su calle y podía considerar al Arzobispo su vecino….

Capitulo I

Pero usted esta loco no, es decir me entiende ¿Como va a comprar esa casa?, si se esta cayendo a pedazos es una podredumbre de quincha, adobe y madera, en resumidas cuentas, una gran mierda, una grandísima mierda como el centro de Lima, pero es su problema yo me limito a advertirle, tampoco es mi responsabilidad pues usted es el interesado; de esa forma le advirtió el viejo impacientemente mientras lo atendía en su despacho en el pleno corazón de Miraflores.

El hombre le respondió sus motivos por el cual esta interesado en el inmueble, trato de convencerle de su misterio y el estilo de esa casa, la subjetividad en la que se hallaba y las condiciones del contrato….

 El viejo no entendió lo que el hombre quiso decirle, quizás por el alcohol, quizás por el tiempo que le quitaba y solo se limito a decir:

Como quiera, la casa es suya; pero debo advertirle que hace algún tiempo el inmueble fue invadido por fumones y otras lacras sociales, el municipio tuvo que hacer un gran esfuerzo para echarlos como los perros que son, después de una pausa agrego ¿Los documentos están listos, quiere usted firmarlos?

El hombre lo miro socarronamente y respondió: Excelente negocio e hizo una pausa para firmar los documentos y luego pregunto ¿Cuando puedo tener posesión de ella?

El viejo suspiro y le respondió: si usted quiere desde ahora, a lo que a mi me compete el asunto esta cerrado, a partir de ahora solo me interesa que cumpla con las cuotas acordadas en el contrato de compra y venta, que tenga buen día.

El hombre se puso de pie y le estrecho la mano, luego se paro y salio del despacho.

Ya afuera, camino dos cuadras hacia abajo y entro al estacionamiento, pregunto por su automóvil y pago la cuenta respectiva, a la salida de aquel lugar triste y gris, saco de sus bolsillos un billete de 10 soles y se lo dio como propina al empleado, que ni corto ni perezoso lo guardo en el bolsillo de su camisa.

Ya en la Vía Expresa se puso a recordar la primera expresión que sintió por aquella gran casa de mierda- como a ella se refirió el viejo- y el porque hizo toda esa odisea y búsqueda de tanto registro para dar con un dueño que ni siquiera sabia que era de su propiedad… Aquí corto la hilación del relato  para ayudar al lector a entender en parte a nuestro personaje, por lo cual expondré brevemente los motivos por el cual a veces nos sentimos atraídos por algo de manera sobrenatural y nos fuerza a unirnos a ella de una forma u otra y en parte para ayudar a nuestro amigo a que atraviese las caóticas calles de Lima, con sus 8,5 millones de habitantes, 4 millones de carros, su equivalentes en combis asesinas y muchos miles de millones de motivos a las cuales estas 8,5 millones de personas se unen a ella y crean un monstruo deforme, que desde el espacio no parecería una ciudad, sino  un grandísimo campo de concentración que abarca desde la orilla del mar en la cual van todos los desagües y coliformes fecales de esta hasta la punta del cerro mas alejado en la cual impera la chicha y la informalidad

Después de una pequeña pero útil información a grandes rasgos de Lima, continuo con los motivos de nuestro Robinsón Crusoe urbano por la cual  Eligio tal casa y en cierta forma ella a el. Cuando hablamos de motivos muchos de nosotros pensamos en razones, en la lógica con la cual hacemos funcionar nuestro cerebro para darnos cuenta que ella muchas veces nos miente y nos trata de confundir, por que en verdad las cosas hay que mirarlas también con lo que los románticos llamarían “el corazón”,  por que el ser humano o mejor dicho los pocos que obtienen ese rango de llamarse “ser humano”, entenderían si te dicen aquella casa tiene un hermoso balcón, altas paredes deterioradas por el tiempo y la inclemencia del hombre, con un patio pequeño pero con unos solitarios y tal vez meados rosales, que tratan de supervivir a su pronto exterminio, mientras afuera se descascaran eternamente pedazos de la pared y amenazan a las bisagras de las puertas a una lenta oxidación ellos te dirían, es algo triste y hermoso que puede salvarse si ponemos interés en ayudarlo, el resto de las personas ”antihumanas” no lo harían, simplemente por que todo lo expuesto sobre esa casa le pareció floro barato y una gran estupidez para preguntarnos abruptamente ¿No tengo tiempo para tonterías, de una vez por todas di cuanto te costo?, simplemente le diremos  que fueron 40 mil dólares al cambio vigente, y ellos nos responderían: Pídele que te cancele el contrato y te devuelva el dinero, es una grandísima mierda lo que te han vendido…

Así es el mundo, pocos pueden ver más allá de las cosas y sin embargo los pocos que lo hacen son discriminados, alejados por que los consideran más peligrosos que un desadaptado social, pues simplemente son unos locos peligrosos que dañan el cerebro y el sentir de las personas. Nuestro héroe -o antihéroe- como quieran usted nombrarlo es uno de estos subjetivistas, que no pueden con su genio y siempre paran con un café en las manos mirando las calles de una ciudad como Lima que contando el dinero de su sueldo en el banco…

Pienso que con todo esto ya le dimos demasiado tiempo a “el hombre” para que llegue a su aun departamento de soltero, el cual comparte con su hermano y tratar de aclarar su situación…

Yo twiteo o twiteaba

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

Los dias pasan

mayo 2017
L M X J V S D
« Mar    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Páginas

  • 153,671 Visitas

Top Clicks

  • Ninguna

Mundo disperso

cualquier colaboracion o historia para mejorar este especio mandemenla a este correo shorer530@hotmail.com

Xanky